Pasapues > Buffon > Los tres Reinos de la Naturaleza > Tomo

Mamiferos. Carniceros. Tercer Suborden: Carnivoros. Familia Plantígrados. Género Oso. 269


pues basta que un animal habite con frecuencia en el agua, para que su pelo sea mas suave y mas espeso. Esta misma diferencia se nota en los Castores que tienen el pelo muy áspero y menos espeso los que habitan con mas frecuencia en la tierra que en el agua; y lo que me hace presumir que las demás diferencias no son ni reales, ni tan notables, como dice Martens, es que Dithmar Blefken, en su descripción de la Islandia, habla de estos Osos blancos, y asegura haber visto matar en Groenlandia uno de ellos el cual se puso en pié como los otros Osos, sin decir en esta relación palabra alguna de que se pueda inferir que este Oso blanco de Groenlandia no fuese del todo semejante á los demás Osos. Fuera de que, cuando estos animales hallan alguna presa en tierra, no se toman el trabajo de ir á buscar su alimento en el mar: devoran los Renos y demás animales que pueden coger: acometen también á los hombres; y nunca dejan de desenterrar los cadáveres, pero el hambre que padecen frecuentemente en aquellas tierras desiertas y estériles, los obliga á familiarizarse con el agua, á la cual se arrojan para coger Focas, Ballenatos y pequeñas Vacas marinas. A este fin se domicilian en los hielos, donde esperan á aquellos cetáceos y de donde pueden verlos venir y observarlos de lejos; y mientras aquel puesto les suministra subsistencia abundante, no le abandonan; de suerte que, cuando en la primavera los hielos empiezan á desprenderse, se dejan llevar y viajan con ellos; y como ya entonces no pueden recobrar la tierra ni abandonar por mucho tiempo el hielo en que se hallan embarcados, parecen en medio del mar, y los que llegan con dichos hielos á las costas de Islandia ó de Noruega, se hallan tan hambrientos, que se arrojan á cuanto se les presenta para devorarlo. Esto ha podido también aumentar la preocupación de que estos Osos eran anfibios, como las Focas y Terneras de mar, y que podían permanecer debajo del agua» todo el tiempo que querían; pero lo contrario se evidencia por el modo con que los cazan, pues no pudiendo ellos nadar sin interrupción mas espacio que el de una legua, se les sigue con una canoa ó barquillo pequeño, hasta que se rinden de cansados, lo cual no sucedería sino les fuese preciso respirar, pues se zambullirían para descansar en el fondo del mar; pero, si se zambullen, es por pocos instantes, y el temor de ahogarse, les hace dejarse matar á flor de agua. (BUFFON ).

OSO NEGRO DE EUROPA.
Ursus afer (F. Cuv.)

Tiene la frente complanada y hasta cóncava, sobre todo transversalmente; el pelo lanoso y no liso como el del Oso de América, y de color castaño negruzco; la parte de encima de la nariz de color leonado claro, y lo restante del contorno del hocico de castaño rojizo. Establecemos esta especie por el testimonio de F. Cuv. Es raro y al parecer solo se encuentra al Norte de Europa. Buffon dice que es menos carnicero que nuestro Oso castaño.

OSO FEROZ.
Ursus ferox (Lewis); Danis ferox (Gray.); Ursus cinereus (Desm.); Ursus horribilis (Ord.); Oso pardo, de los viajeros.

Este Oso une á la estupidez del Oso blanco la ferocidad del Jaguar y la fuerza del León; de tal modo que es el terror de los habitantes nómadas de los países que habita. Su enorme talla llega á veces hasta ocho pies y medio y aun mas: el cuerpo le tiene cubierto de pelos largos muy espesos, principalmente en el cuello, y de un color pardo que á veces tira á castaño ó blanco. Es el mas fiero y acaso el mas terrible de todos los animales, dotado por la naturaleza de las cualidades mas espantosas. Su fisonomía es horrible, su agilidad igual á su prodigiosa fuerza y su crueldad superior á la de todos los animales: su indómito valor es tanto mas temible, cuanto qué participa siempre de furor, que nace del conocimiento brutal de sus grandes fuerzas. Siendo su índole soli-

Página siguiente

 

Índice de páginas de Mamiferos.

 

Abril que truena, anuncia cosecha buena.
Ni te fíes de hombre chico, ni te subas en borrico.
En abril, aguas mil.
El banquero es un señor que nos presta el paraguas cuando hace sol y nos lo exige cuando empieza a llover. Mark Twain

 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen

Copyright 1996-2017 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Actualiza la información que consideres obsoleta escríbenos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookis para seguimiento de usuarios, pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookis en esta web.