Pasapues > Buffon > Los tres Reinos de la naturaleza > Tomo 6

Los Tres Reinos de la Naturaleza. Página 22. Tomo 6. Zoología. Invertebrados



, sin duda la cantidad de materiales al parecer intiles que cubren por fuera sus habitaciones.

Transformacin en ninfa. Cuando las larvas han llegado su mayor crecimiento, se preparan entrar en una nueva fase de existencia, de la misma manera poco mas menos que en cada una de sus mudas. Cesan de comer, hacen copiosas evacuaciones del canal intestinal, pierden sus colores, etc.; algunas permanecen simplemente en un estado de entorpecimiento en medio de las sustancias de que han vivido, como si tuvieran la conciencia de su inhabilidad para buscar un retiro mas seguro. Tales son la mayor parte de las de los Colepteros, de los Himenpteros y de los Dpteros que viven bajo de tierra en el interior de los rboles, de los frutos de las semillas. Pero otras muchas, las que viven de hojas, en los animales, etc., obran como si comprendieran que muy pronto se encontraran expuestas sin defensa los ataques de sus enemigos. En efecto, estn punto de cambiar su estado de vigor y agilidad por un largo sueo semejante la muerte; privadas de todo medio de defensa, la nica esperanza de salvacin est en la seguridad del retiro que puedan elegir, y por lo mismo todo su cuidado se dirige esta eleccin. Muchas de ellas despus de haber andado de un. lado otro como fuera de s, se retiran al primer agujero que encuentran en la tierra, y se cubren con hojas secas, musgos, etc., bien en una hendidura de un rbol, una grieta de una pared, y otros sitios anlogos. Muchas se introducen en el interior de la tierra la profundidad de algunas pulgadas, y all comprimiendo la tierra por todos lados , se preparan una cavidad que consolidan barnizndola de un fluido viscoso que spgregan por la boca , y otras en fin, emprenden viajes largos y peligrosos en busca del abrigo que necesitan. Las de las moscas de la carne, saciadas de la sustancia de que han vivido, la abandonan y se ocultan cerca bajo un montn de polvo de escombros. Algunas larvas de Estro salen de los tumores que haban producido en la espalda de los animales, y se dejan caer tierra, mientras que otras que han vivido en el estmago de los caballos , sueltan la presa, y recorriendo entre los excrementos todas las circunvoluciones de los intestinos,son expelidas con ellos. Por ltimo, varias larvas acuticas abandonan el seo de las aguas, y ganan la orilla donde buscan un retiro.

Muchas larvas hay que cuando han encontrado un asilo no toman ya mas precauciones; pero otras muchas emprenden nuevas maniobras que deben protegerlas durante su existencia,bajo la forma de ninfa. Las de los Sirfos, Cochinillas y Casidas, se fijan por su extremidad posterior , y con ayuda de una materia gomosa las hojas ramas donde piensan ocultarse; otras se suspenden por medio de un hilo prendido la misma parte, por medio de un cintu-ron de la misma materia que servir tambin despus la ninfa , y por fin muchas otras se guarecen en un capullo compuesto de seda otras sustancias, y que las asegura contra los ataques de sus enemigos y la accin del aire. Estos dos ltimos medios que son los mas curiosos de todos, exigen ser estudiados con al-un detenimiento, y por lo tanto trataremos primero e las larvas que se suspenden antes y despus de su transformacin en ninfas, y despus hablaremos de las que construyen un capullo.

Las orugas que se suspenden pueden ser divididas en dos grandes clases segn la manera de suspenderse ; unas que se suspenden perpendicularmente por la cola, y otras que despus de haberse fijado por la misma parte, se suspenden horizontalmente por medio de un hilo de seda rodeado su cuerpo.

Para comprender bien la dificultad que presenta la primera de estas operaciones, es preciso formarse una idea clara de la especie de problema que la oruga tie-

muy variada que sirven para los mismos usos otras larvas, las cuales las combinan ya con la seda, ya con una materia gomosa anloga. Asi es como algunas orugas que viven en los liqenes, separan de ellos fragmentos pequeos, con los cuales construyen una envoltura que algunas veces se asemeja las conchas de las Hlices. Otras que se alimentan de los mismos vegetales, en lugar de servirse de ellos con igual objeto, emplean granitos de arena que toman de las paredes en que crecen dichos liqenes, loque ha hecho creer algunos observadores que roian y se alimentaban de las tapias mismas. Las orugas del Bom-byx vestita, renen pedacitos de troncos y los colocan juntos formando un cilindro muy elegante, mientras que los de la m yhe viciella, emplea para el mismo uso, trozos de gramneas colocados transversalmente y formando un tubo de seis siete lados.

Entre los Colepteros las especies del gnero Cly-trha se distinguen entre todas las de dicho orden en que habitan en tubos porttiles como el de la Clylhra longimana que es de forma oval compuesta en apariencia de una sustancia terrea calcrea, aglutinada por medio de un cimento viscoso y cubierto de pelos rojizos. La cera es la principal sustancia que emplean las dos especies de Tineidos, que pasan su segundo estado en el interior de las colmenas de las abejas y destrozan los panales. Para ponerse al abrigo del temible aguijn de las Abejas, construyen con la cera largas galeras, y las tapizan por dentro con una capa de seda que aquellas no pueden atravesar. De este modo continan sus estragos con toda seguridad, y cuando son muchos los llevan tan al estremo, que las Abejas se ven obligadas abandonar su colmena y buscar otra morada.

Todas estas habitaciones son obra de larvas terrestres , pero las acuticas y especialmente las de los Friganas construyen otras que son no menos notables. Cuando se observa el fondo de un arroyo de agua clara y limpia, se ven moverse unos cuerpecillos pequeos que parecen pedazos de paja, madera arena ; estos son los tubos de dichas larvas muy conocidas con el nombre de carea de pescadores, los cuales la usan como cebo. La construccin de dichao habitaciones vara segn las especies; unas eligen cuatro cinco pedazos de hojas, y forman con ellas un estuche de varios lados; otras emplean fragmentos de caa , que co'ocan juntos dndoles la figura de un cilindro prolongado, algunas disponen pedazos de hojas en espiral alrededor de su cuerpo, y en fin algunas otras emplean trozos de madera bien sea frescos en descomposicin.

Cualquiera que sea la sustancia de que se compone exteriormente la habitacin, siempre est por el interior tapizada de seda y es de forma cilindrica, y aunque en general parece que es del tamao del cuerpo de la larva, algunas especies le hacen bastante espacioso para poderse volver su voluntad y sacar la cabeza por cualquiera de los agujeros. Las que mas indiferentes parecen en la eleccin de materiales, no pierden nunca de vista un punto importante, la gravedad especfica. No pudiendo nadar, y vindose obligadas ailar por el fondo del agua con ayuda de sus patas anteriores , es importante que la habitacin sea de una gravedad especfica casi igual la del fluido ambiente, para que no incomode nunca al animal por su peso por su tendencia sobrenadar; es asi mismo esencial que todas sus partes estn en equilibrio , fin de que puedan ser movidas fcilmente en todas direcciones. Para conseguir estos resultados, emplean dichas larvas los mismos medios que emplea-riamos nosotros en igual caso, aadiendo su habitacin si es demasiado pesada un pedazo de hoja otra sustancia anloga , y un grano de arena una concha pequea si es demasiado ligera. De esta necesidad de equilibrar la gravedad especfica, proviene

Índice de páginas y de contenidos,
Índice de ilustraciones.



Biblioteca ilustrada de Gaspar y Roig.
Los Tres Reinos de la Naturaleza.
Museo Pintoresco de Historia Natural.
Descripción completa de los animales, vejétales y minerales útiles y agradables:
su forma, instinto, costumbres, virtudes ó aplicaciones á la agricultura, la medicina y las artes en general, comprendiendo mayor número de géneros que en todas las obras publicadas hasta el día.

El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Museo pintoresco de Historia Natural. Los tres reinos de la naturaleza.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Francisco Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Actualiza la información que consideres obsoleta comunicasnoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.